¡Feliz 2014!

Comienza otro año, otro periodo de tiempo que envuelve retos, alegrías, sinsabores, y todo eso que le da sazón al rato que estamos en este mundo.

Según el horóscopo chino, se ha terminado el año de la serpiente, y el que le sigue es el del caballo. Normalmente “caballo” en kanji se escribe 馬, pero cuando nos referimos al año del caballo usamos el kanji 午, que también se lee “uma”.

Este año soy 年男 (toshi otoko). Esto quiere decir que este año es del horóscopo chino del año en el que nací, y que por tanto es múltiplo de 12. Sí, efectivamente, mi signo en el calendario chino es el caballo, y aunque mi cumpleaños es en la recta final del año, eso no impide la referencia.

¿Qué pasará conmigo en 2014? Quiero creer que mucho, pero lo que sí estoy seguro es que mi vida va a volver a tomar el rumbo que le he querido dar desde hace mucho, y que por un rato anduvo perdido. De hecho, ya tengo a un candidato para el kanji del año en este 2014, y me esforzaré porque no cambie y pueda escribirlo aquí en diciembre, así como recordar lo que tuve que pasar para poder lograrlo.

El blog por supuesto seguirá como siempre. El mes pasado pude mantener el ritmo para agregar nuevo contenido. Espero que no se pierda.

Muchas gracias a todos por leerme, y aquí andamos otro año más 🙂

¿Cuáles son sus propósitos para año nuevo?