Benriya (便利屋)

benriya01

Dicen que para que un negocio tenga éxito hay que ser originales y pensar en ofrecer un servicio que beneficie a muchos de tal forma que estén dispuestos a pagar por él. Sin lugar a duda, las “benriya” (便利屋) en Japón explotan muy bien ese concepto.

En japonés, la palabra “benri” (便利) significa “coveniente”, y el sufijo “ya” (屋) se pone después de un sustantivo para indicar un lugar donde se vende éste. Por ejemplo: panadería = “panya” (パン屋),  florería = “hanaya” (花屋), agencia de bienes raíces = “fudousanya” (不動産屋), etc. Pero los anteriores son sustantivos que representan algo tangible. Entonces, ¿qué pueden “vender” en una benriya? La respuesta es la que están pensando: el concepto de “conveniencia”.

El negocio de estos establecimientos es serte útil de cualquier forma posible (excepto la sexual :P). Puedes llamar a una benriya para prácticamente cualquier cosa en la que necesites ayuda. En la imagen de arriba (que dejaron en el buzón de la casa hace algunas semanas) se muestran ejemplos de sus servicios: recoger cosas que ya no sirven, comprar las que pueden ser reutilizadas, ayuda en mudanzas o en aseo y tareas del hogar. Y hasta ponen los avisos de “Seguramente le seremos de utilidad. Por favor, no tire este papel” y “Consúltenos sobre cualquier cosa. Le demostraremos que podemos serle de utilidad”. Hasta aquí todo bien, pero lo interesante de estos negocios es que en realidad prestan servicios que, en lo personal, no me imaginaba que un negocio pudiera ofrecer (o sea, de todo un poco).

Ejemplos en los que las benriya pueden ser útiles:

  • Quieres comprar la consola de juegos más nueva o quizá quieres ser de los primeros en tener en tus manos el producto más nuevo de Apple (o sea, un ciclo de casi cada medio año, je), pero no puedes/te da flojera irte a formar desde días, quizás semanas antes. ¡No hay problema! Alguien de la benriya puede hacer eso por ti.
  • Te sientes solo y necesitas a alguien que te eche porras para levantarte el ánimo. Sí, les puedes llamar.
  • Necesitas cargar algo muy pesado de un lado a otro. ¿No tienes a quién llamar? Ellos te pueden ayudar.
  • Trabajas en otro estado y tu mamá está sola en casa casi todo el tiempo. Te preocupa que no tenga con quien platicar. Las benriya pueden enviar a una persona a que esté con tu mamá los días y las horas que les indiques.
  • Cortaste con tu novio(a) que era el amor de tu vida. Tienes un montón de objetos en tu casa que te recuerdan a la que se supone era tu media naranja, pero no tienes corazón para deshacerte de ellos. Sí, alguien de la benriya puede ir y tirar/quemar todo por ti.
  • Tienes un cuchillo que quieres mucho, pero ha perdido el filo y no quieres comprar otro. Efectivamente, las benriya pueden afilarlo para que puedas seguir usándolo.
  • Tienes muchas ganas de ir al nuevo restaurante de la zona, pero te da pena ir solo. No hay necesidad de preocuparte. Alguien de la benriya te puede acompañar.
  • Algún asunto personal te preocupa mucho y no tienes a quien platicarle. Llámales, y ellos te enviarán a alguien que te escuche.
  • Trabajas en una compañía y cometiste un error que le afecta a uno de tus clientes más grandes (otra compañía). El jefe del departamento de la compañía cliente exige que lleves a tu jefe contigo para disculparse por tal acto (no tan raro en Japón), pero te da miedo de que si tu jefe se entera que cometiste un error te castigue (o termine corriéndote). En lo que se da cuenta, llámale a una benriya y ellos se encargan de llevarte a una persona que estará feliz de arrodillarse y pedirle perdón al cliente (caso verídico visto en TV).
  • Cualquier otra cosa que se les ocurra que no implique: sexo, daños a animales y daños a terceros.

¿Que si estos lugares son confiables? Sí. Son negocios perfectamente establecidos. En la página web http://benriyasan-navi.com/ se puede encontrar una lista de benriya en todo Japón.

¿Son caros los servicios?

Depende mucho de la agencia, del servicio prestado y del tiempo. Generalmente cobran por horas, y sus tarifas pueden ir desde unos miles de yenes hasta varias decenas de miles. Por ejemplo, el sitio http://otasuke365.com/ ofrece tarifas que comienzan a 3150 yenes por hora. Algunos servicios como deshacerse de un panal de avispas tienen un costo de 45000 yenes (visto en http://www.attoman-bs.com/ryoukin.html). Por lo general, los consultas por teléfono, les explicas lo que necesitas y con base en ello te cobran.

Mi pregunta es: ¿hay agencias o negocios similares en México? De ser así, ¿cuánto cobrarán?

Cuando vivía en Gdl, recuerdo a un señor que vendía garrafones de agua que también la hacía de plomero, albañil, cargador, etc. Muy buena persona, y sobre todo, muy alegre. Sé que este tipo de personas existen, pero nunca he escuchado de una agencia o negocio que se encargue de administrarlos.