En las últimas semanas

Ha estado movido por acá desde mediados de febrero. Entre el estrés diario (y muchas veces estúpido) del trabajo, preparativos para unas conferencias (de las cuales daré detalle en cuanto me confirmen los vuelos) y la época de graduaciones de este lado del mundo, los días se me pasan volando.

Aunque no he llegado al nivel que tenía hace año y medio (donde deseaba que el día tuviera mínimo 36 horas), algunas noches sí he dormido muy poco. Cuento los días para que llegue cada fin de semana, puesto que con el trabajo que me cargo es totalmente RELAJANTE no tener que escuchar, o lo que es peor, enseñar, conceptos de programación dignos de jardín de niños. Larga historia que en su momento contaré (si me han seguido en Twitter, más o menos sabrán a qué me refiero).

Podría decirse que, salvo algunas modificaciones, todo va de acuerdo al plan trazado el año pasado. Hay que ser muy paciente; todo sea por lo que vendrá (y que sin duda será mejor).

Ver que los conocidos poco a poco se dispersan por el mundo es motivo de celebración, y al mismo tiempo es fuente de motivación. No es que me dé gusto que se vayan lejos, sino que se van a un lugar donde harán lo que quieren hacer. Por lo pronto ya hay gente en Alemania, y en un par de meses habrá otros en Suecia y Marruecos. A mediano plazo, otro partirá seguramente para Suiza, mientras que otro se moverá hacia la capital del país del sol naciente. Contándolos a ellos, a los que ya están en otros países, a todos los que están en México y a los mexicanos que andamos en Japón, es grandioso, y a la vez sorprendente, ver cómo la red de contactos se esparce lentamente por el mundo. Realmente ya nada está lejos de nada, y estás a solo unos aviones de distancia de cualquier lugar (claro, hay que tener $$$ para moverse).

Y hablando de dinero, después de 6 años y medio de leal servicio (y todavía funcionando), estoy comenzando a considerar el reemplazo de mi laptop “inmortal”. Adquirida en junio de 2003, con un procesador Pentium 4 a 1.6 Ghz, 1 GB de RAM (lo máximo) y una súper pantalla de 14″ con resolución de 1024×768,  habiendo sobrevivido 2 reparaciones mayores y 2 cambios de batería, y pasado por diversos sistemas operativos (actualmente con Gentoo), esa laptop sigue dando guerra para aplicaciones sencillas y navegación en la web, pero poco a poco se comienza a “sentir” el paso del tiempo. De momento corre lighttpd, mysql, y sirve también como servidor de archivos. Si la jubilo, seguirá en ese papel (nunca está de más otro servidor en casa 😛 ). Lo malo es que sí pega el gasto de una laptop nueva y tengo que pensar muy bien todo. No obstante, he considerado también la compra de una Macbook para tener también MacOS como entorno de desarrollo… En fin, nada seguro todavía.

Voy a seguir con este ritmo hasta mediados de abril aproxidamente. En cuanto me confirmen, les aviso el porqué de tantos preparativos y también confirmaré un par de noticias respecto a este blog. Sin embargo, no dejo de leer sus comentarios (¡muchas gracias!), ni de moverle internamente a esto, y estoy procurando actualizar al menos una vez por semana. Hay muchos datos curiosos que compartir respecto a Japón: en algunos sí hay que desarrollar un tema más a fondo (como fue el caso de Japón y el sexo), mientras que en otros, la categoría nueva “¿Sabías que…”? será suficiente.

Como siempre, muchas gracias por leerme. Por aquí seguimos.

8 thoughts on “En las últimas semanas”

  1. Si vas a conquistar al mundo, sé indulgente con nosotros jaja.

    No es cierto, suerte con lo que estás haciendo, ya falta un poquito para que termine.

    No compres una Mac, son caras y estúpidas (mira quién habla). Al menos he escuchado que no son las favoritas de los programadores, pero tú sabrás más que yo. Si lo haces búscate la Pro, la Macbook blanca es medio chafona.

  2. yea!!!! que bueno por los mexicanos que parten hacia otros lugares del mundo, me da mucho gusto y yo espero tambien partir al concluir mis estudios universitarios, lastima que por aca no se pueda aplicar mucho de lo que se aprende estudiando en otras partes del mundo.

    Espero que te recuperes del estres, por que esta cañon andar estresado, lo bueno que tienes mucho con que desestresarte por haya xD!!!!!!! bueno suerte con todo y con lo de la conferencia que salga todo de maravilla. Saludos.

  3. Mucho trabao, pero me imagino que tienes buena salud. Miestras tengas salud podrás aguantar
    los ritmos intensos de trabajo que tienes.

    Saludos cordiales

  4. Holaaa^^ pues siguele hechando muchas ganas pero cuidate bastante, cuando puedas dormir y tengas tiempo para hacerlo, aprovéchalo y alimentate bien, porque sí esta muy dificil llevar un ritmo de vida asi como el tuyo 🙂

    suerte en todos tus proyectos y que te vaya muy bien ^^ hasta prontito.. byeeee

  5. Las Macbooks son la onda, más las pro. En el mundo del diseño y video hacen magia. Aunque tenia entendido que a la hora de programar no son las favoritas de los programadores. Pero bueno, en estos tiempos si no conoces tan siquiera un poquito de otros temas y OS tu opinión no vale tanto.
    😛

  6. Suerte en lo que estes haciendo, sé que tienes la fuerza para superar cualquier tormenta, ya viviste cosas dificiles y espero esa más experiencia. Ánimo amiguito.
    Por cierto, en casa siempre hablo de ti y tu blog, me sirve para hacer conversación de temas interesantes. Gracias por el tiempo invertido, vale la pena

  7. hola como estas me llamo alicia . te hice un comentario con respecto a la beca que ofrece la embajada de japon en el area de esta pagina donde dice que puedes hacer preguntas pero nunca vi el comentario expuesto , bueno me gustaria que me dieras tips ( si se puede ) acerca de como estan las universidades por alla ,,, de hecho quiero aplicar para el año que entra en el programa de becas de japon ya sea para invesigacion educativa docente ,,, o que mejor mi maestria en educ.

    por cierto en que prefectura estas?

    gracias por tu tiempo bye

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *